Test A/B. Qué es y cómo hacerlo correctamente

Escrito por Enrique Peiró
Test A/B. Qué es y cómo hacerlo correctamente

Contáctanos!

Conseguir maximizar al 100% las campañas de marketing desde el principio, es complicado, ya que siempre se podrá mejorar al tiempo que se van recopilando y analizando los datos.

Por eso, los tests A/B son tan importantes en marketing, porque son una buena forma de comprobar distintas versiones de partes específicas de una campaña de marketing.

Los tests A/B pueden esclarecer qué marca la diferencia para que una campaña sea más o menos rentable, cambiando partes concretas de tu sitio web, landings, CTAs, emails… etc

¿Qué es un test A/B y cómo funciona?

Un test A/B compara dos versiones de un mismo elemento de una campaña de marketing, con la intención de saber cuál de los dos proporciona mejor resultado.

Para ello, se crean dos versiones del elemento que queremos comparar, y se muestra de forma aleatoria a los usuarios. Una vez se tenga los suficientes datos de la interacción de los usuarios, se puede analizar si funciona mejor uno u otro.

Por ejemplo, se pueden probar 2 ubicaciones distintas del CTA para suscribirse a una newsletter de un blog. Con el tiempo y los datos suficientes, podremos saber cuál de los lugares ofrece una mayor cantidad de suscripciones.

Además, una vez sepamos el lugar idóneo de este CTA, podemos cambiar elementos visuales, para saber si podemos extraerle mejor rendimiento.

Para que un test A/B funcione, se deben cambiar elementos muy concretos. Siguiendo el ejemplo comentado anteriormente, si queremos hacer un test A/B al CTA de la newsletter, podemos cambiarle solo el texto, y probar con varios distintos, o cambiarle el diseño y probar con varias opciones.

Pero, si hacemos un test A/B cambiando varias cosas al mismo tiempo, no sabremos qué elemento es el que nos ha dado ese plus de rendimiento… ¿ha sido el cambio de texto, o el cambio de diseño?.

El test A/B se puede realizar con cualquier elemento de una campaña de marketing, con un CTA como el ejemplo anterior, pero también probando distintas tipologías de landing pages, cambiando elementos de un sitio web, probando con diferentes emails, etc

 

La importancia de realizar tests A/B

Un test A/B puede ayudarnos a mejorar poco a poco las campañas de marketing. Es decir, sin un aumento de la inversión, podemos ir mejorando la rentabilidad. Por tanto, es una pieza clave en el ROI de las campañas de cualquier estrategia de marketing.

Se pueden realizar este tipo de test de muchos elementos de una campaña. No se deben hacer todos a la vez, pero, en cualquier estrategia de marketing se busca una optimización, que debe llegar con el tiempo. Para que esta optimización sea efectiva, debemos probar distintos elementos y formas de hacer las cosas, por lo que ahí los test A/B pueden ser nuestros mejores aliados.

 

Beneficios del test A/B

Además, los tests A/B pueden aportarnos numerosos beneficios, más allá de los comentados. Por ejemplo

Más información de tu público objetivo

Descubrir cómo responde tu audiencia en estos tests, puede ayudarte a comprender mejor lo qué quiere tu buyer persona. Toda la información recopilada en estos tests, no solo te ayudará a mejorar la campaña de marketing en la que estés trabajando, sino que te proporciona información valiosa para futuras campañas.

CRO

Sin duda, uno de los mayores beneficiados de los test A/B. Mejorar el CRO es clave para cualquier estrategia de marketing, y estos tests son la mejor forma de hacerlo.

Además, una mejora del CRO, se traducirá en un rendimiento más alto y por tanto en mayores beneficios para tu empresa.

Tendencias en el comportamiento del consumidor

Realizar de forma regular tests A/B, te permitirá estar al día en la evolución del comportamiento de los usuarios. Esto te ayudará a ser de los primeros en descubrir nuevas tendencias en los hábitos de consumo, y por tanto ir un paso por delante en la forma de ofrecerle contenido al usuario que ofrezca una mayor conversión.

¿Te está gustando el contenido? ¡Suscríbete a nuestro blog!

¿Cómo crear un test A/B?

Lo primero que debes tener en cuenta para crear un test A/B es tener claro qué es lo que queremos probar. Como hemos dicho anteriormente, debe ser algo muy concreto. Puede ser un test A/B a un elemento del sitio web, o por el contrario un elemento externo.

Por ejemplo, en un sitio web se pueden probar las ubicaciones de los CTA, los textos de llamada a la acción, los diseños de éstos, los pop-up, los campos de un formulario… Hay tantas opciones como elementos tengamos en el sitio.

Si por el contrario, es un elemento externo al sitio web, también se pueden probar cambios en distintos elementos. Por ejemplo, en un email automatizado que se envía al usuario una vez se ha descargado un recurso (como puede ser una guía, un checklist…). Se puede probar distintos textos que incitan al usuario a clickear en un determinado enlace que les lleve a un servicio relacionado con el contenido que se hayan descargado. Cambiar este email y hacer pruebas en el texto, puede ayudarnos a mejorarlo para conseguir más clics en el enlace y llevárnoslo al servicio.

También en los anuncios de Google Ads se pueden hacer pruebas en los títulos o descripciones, para ver cómo evoluciona el CTR de dicho anuncio.

Por tanto, para crear un test A/B primero tenemos que concretar qué es lo que queremos probar, y luego hacer una lista de qué cosas podemos cambiar en dicho elemento que puedan cambiar la interacción del usuario.

Por ejemplo, para continuar con el ejemplo del inicio del post. Queremos aumentar las suscripciones de usuarios a nuestro blog, por tanto sabemos que el CTA de newsletter es la creatividad a la que queremos hacerle la prueba. Ahora tenemos que ver qué elementos tiene el CTA que pueden estar sujetos a pruebas. Algunos de éstos podrían ser:

  • Ubicación
  • Texto
  • Botón
  • Colores

Una vez tengamos claro los que queremos probar, crearemos distintas versiones cambiando sólo un elemento, e iremos probando y sacando conclusiones.

Primero cambiaremos el CTA de ubicación, siendo éste exactamente igual en cuanto a diseño y texto. Una vez tengamos la ubicación preferida por los usuarios, probaremos el texto. Solo cambiamos el texto y comprobamos cuál es más efectivo.

Ya tenemos clara la ubicación y el texto que mejor rendimiento nos da, así que ahora podemos probar a cambiar el botón de suscribirse. Podemos hacer pruebas en dónde se localiza este botón dentro del propio CTA, o también en los colores de éste.

De esta forma, si en cada test de cada uno de los elementos conseguimos esclarecer cuál es la mejor versión, cuando terminemos de hacerles los test a los distintos elementos dentro del CTA, habremos conseguido una mejora sustancial en el rendimiento de éste, lo que se traducirá en más suscripciones, que era nuestra objetivo cuando empezamos a hacer los test.

 

Conclusiones

Las campañas de marketing están en continuo análisis y optimización para intentar sacarle el mayor rendimiento posible.

Los test A/B son una de las mejores formas de poder recopilar información sobre la interacción del usuario con nuestros activos, en distintas versiones del mismo, y por tanto, entender lo que necesita el usuario en cada momento, e ir adaptando el contenido para ofrecerle una mejor experiencia, que se traduzca en un mayor conversión, y por tanto en un mayor rentabilidad de las campañas.

Si quieres sacarle el máximo partido a tus campañas de marketing, no dudes en ponerte en contacto con los especialistas de Bloo Media en marketing digital.

Contáctanos!

 

¡Cuéntanos que opinas sobre este post!

Gracias por enviar tu comentario. Será revisado por los administradores antes de ser publicado.

    ¡Mantente al día de las novedades y suscríbete a nuestra newsletter!

    ¡Suscríbete!